Facebook Twitter Google +1     Admin

Temas

Enlaces

Archivos

Cristina Grande

Se muestran los artículos pertenecientes a Enero de 2015.

BALANCES

Voy en un bus de la línea 39 hacia Torrero. Frente a mí se sienta una mujer de edad incierta. Lleva sobre el regazo una rosa roja de floristería, envuelta con mucho celofán y acompañada de florecillas blancas. Va al cementerio, supongo, a depositar la rosa en la tumba de su padre, que murió hace unos años, supongo, y era quien mejor la comprendía. No se portó bien con él. Su cara me resulta familiar. Puede que la conociese hace mucho tiempo, cuando éramos estudiantes ella y yo. El año llega a su fin. Se contraponen los sentimientos. Hacer balance del año, como cualquier balance, nunca sale a cuenta. Qué caro nos sale ser elegantes, suele decir mi madre. Como soy agorera y pesimista, lo cual quiere decir que en mis noches de insomnio toda clase de desgracias desfilan ante mis ojos como la santa compaña, el año no resulta tan malo después de todo. Soñar cosas buenas -que todo se arregla, que no hay más guerras, ni horribles enfermedades, ni hambre, ni desamor- no suele estar a mi alcance porque temo a la desilusión tanto como al fracaso. La mujer de la rosa roja mira a un anciano empeñado en enderezar uno de esos agarraderos a los que no llegamos la mayoría de los zaragozanos. El hombre percibe nuestra mirada. Sonríe cuando consigue su propósito y percibe nuestro gesto de aprobación a dúo. Cree que somos hermanas. Lo cree hasta que todos se apean en la plaza de las Canteras, y me quedo sola con el conductor. Yo sigo un poco más. Siempre habrá tiempo para balances y cementerios.

HERALDO DE ARAGÓN (30-12-2014)

 

 

02/01/2015 11:24 cristinagrande #. sin tema No hay comentarios. Comentar.

EPIFANÍAS

En la puerta de casa me encuentro con mi vecino, Esteban, que lleva en la mano una publicación semanal de la diócesis de Tarazona en cuya portada, con grandes letras rojas, se lee “Epifanía del Señor”. La Epifanía del Señor ante los Reyes Magos es una de las fiestas católicas más antiguas de las que se tiene conocimiento, más antigua incluso que la misma Navidad. Epifanía significa manifestación, revelación. La mañana es luminosa y el Moncayo se ve nevado en la lejanía con una claridad inusual. Vamos de excursión a Belmonte de Gracián, siguiendo el curso del río Perejiles. Me hago una foto con la estatua de Baltasar Gracián, que a mi lado se ve como un gigante. El espacio Gracián no está abierto al público, pero lo que a mí me interesa en realidad es la casa natal de mi admirado escritor. En el sentido literario la epifanía, al modo de James Joyce en “Dublineses”, es una iluminación, el descubrimiento de una verdad íntima y esencial de la que no se tenía conocimiento. La casa natal de Gracián, frente a la magnífica iglesia mudéjar, parece estar en venta, o quizás sólo es una parte de la casa la que se vende. No me queda claro. Pido un vermú en el bar con los cristales más limpios del mundo. Desde allí veo las placas que pusieron las instituciones en el cuarto centenario del nacimiento del autor. Parece una casa con medallas. Rodéate de los mejores, decía Gracián en el Oráculo Manual. Desearía tener una epifanía, una intuición súbita. Me acerco a la estufa del bar a calentarme las manos.  

(HERALDO DE ARAGÓN. 6-1-2015) 

 

14/01/2015 05:36 cristinagrande #. sin tema No hay comentarios. Comentar.


Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris